El Cónsul Italiano de Jerusalén y el Custodio de Tierra Santa visitan la Basílica del Getsemaní

GetsemaniEl viernes 6 de julio en la Basílica del Getsemaní, en el huerto de los Olivos, tuvo lugar un encuentro entre el Cónsul General de Italia, Giampaolo Cantini, el Custodio de Tierra Santa, padre Pierbattista Pizzaballa y el ecónomo custodio, padre Ibrahim Faltas. El tema de la jornada fue la visita a las obras de restauración de los mosaicos contenidos en la iglesia.

El proyecto, denominado “Getsemaní: conservar el presente y preparar el futuro”, está coordinado por ATS pro Terra Sancta y el Mosaic Center de Jericó con la ayuda de un programa del Consulado italiano, llamado PMSP (Programma di Sostegno alle Municipalità Palestinesi – Programa de ayuda a los municipios de Palestina). Después de la explicación – a manos de Carla Benelli y Osama Hamdan, colaboradores de ATS pro Terra Sancta – de la compleja estratificación arquitectónica que ha visto sucederse durante siglos una iglesia bizantina, un sucesivo edificio de culto cruzado y por último, la actual basílica proyectada por el arquitecto Antonio Barluzzi, el Cónsul y el Custodio de Tierra Santa se subieron al andamio para llegar hasta debajo de la primera cúpula que se estaba restaurando. Aquí vieron cómo procedían las obras y conocieron a los jóvenes empeñados en esta actividad durante los próximos catorce meses. De hecho, el empeño de ATS pro Terra Sancta, además de la restauración y conservación de los mosaicos, está dirigido también a la formación de los jóvenes de Jerusalén, mediante algunas lecciones teóricas y un cursillo práctico de restauración: pero faltan especialistas en el campo de la restauración de mosaicos y esta preparación es necesaria para evitar intervenciones dramáticas a lo largo del tiempo.

Los invitados continuaron su visita subiendo hasta el techo de la Basílica y observando la fachada de la iglesia, ambas dañadas en algunos puntos por las infiltraciones de agua. Tanto el Cónsul como el Custodio escucharon con atención y participación el objetivo promovido por el proyecto, de aumentar en la población local e internacional el conocimiento de la importancia histórica de este lugar, que se realiza principalmente, a través de visitas guiadas dirigidas a las escuelas locales y a los turistas. Por último, el encuentro terminó entre los olivos milenarios del jardín adyacente, que transmiten de forma imperecedera el testimonio de uno de los Lugares más importantes relacionados con la pasión de Cristo.

***

[nggallery id=154]