Mayo 2014

El Papa Francisco a los franciscanos de Tierra Santa: “Gracias por lo que están haciendo”

Así se dirigió el Papa Francisco a los frailes Franciscanos en una inesperada visita al refectorio del Monasterio de San Salvador: “Gracias por lo que están haciendo en Tierra Santa. Sin temor a exagerar podemos decir que la Tierra Santa está viva y si hay aún comunidades Cristianas, una presencia Cristiana, es gracias a ustedes. Lo que están haciendo es hermoso!”. (Para ver el video hacer click aquí).

El lunes en la mañana, durante la Misa celebrada en el Cenáculo, Fray Pierbattista Pizzaballa se refirió a la importancia de dicho lugar y habló de la misión de los Franciscanos en esta tierra:

“Desde el Cenáculo, adquirido para ser entregado a los franciscanos en el lejano 1333, los frailes se movían para «celebrar solemnemente misas cantadas y los oficios divinos» en el Santo Sepulcro, cuentan las crónicas. La apertura a la evangelización misionera de san Francisco, de hecho, llevó a los frailes a la Tierra de nuestra redención y la Iglesia confirmó nuestra misión de custodios de los santos lugares.

Este es uno de los lugares más heridos de toda Tierra Santa, testigo de las muchas heridas de los pueblos que la habitan. Pero nosotros queremos creer que estas heridas tienen un vínculo misterioso y real con los estigmas de la Pasión con las que el Resucitado, aquí, se apareció a los suyos; y que este vínculo es igualmente misterioso y real con aquella paz que Jesús nos ha dado y dejado, la Paz que es él mismo, el Señor victorioso del mal y de la muerte. Beatísimo Padre, nosotros, la Iglesia, queremos custodiar estas heridas. Pero, al mismo tiempo, queremos custodiar con tenacidad una inmensa confianza, una confianza gozosamente pascual: la confianza en la humildad de Dios, en el estilo pobre y simple de su Reino, en la paciencia del grano de trigo.” (Para acceder al discurso completo de fray Pierbattista Pizzaballa, hacer click aquí).

compartir facebook twitter google pinterest imprimir enviar