Los ancianos, los pobres, y toda la comunidad de Belén lloran la muerte de la hermana Immacolata

Sábado, 1 de agosto, la hermana Immacolata regresó a la casa del Padre. Madre Superiora de las Hermanas de San Antonio Giannelli al servicio de la sociedad caritativa antoniana de Belén, en las últimas semanas sufrió mucho, y la lucha contra su enfermedad había vuelto cada vez más difícil.

Hna Inmaculada, originaria de Jordania y desde más de veinte años en Belén, fue un ejemplo para muchas personas. Aquellos que la conocieron, aunque sea por unos minutos, sin duda recuerdan a la elocuencia con la que entretenía a pobres y peregrinos, pero sobre todo recuerdan a su humildad y su gran misericordia.

Este luto representa seguramente un gran duelo para toda la comunidad de Belén, pero estamos seguros de que el Señor ya ha reservado a su alma un lugar especial para que siga acompañando siempre nuestra misión a servicio de los últimos.

email whatsapp telegram facebook twitter