Se inaugura en Belén la primera clínica de odontología para los niños y adolescentes discapacitados de Palestina

En los territorios palestinos, donde la tasa de personas discapacitadas es muy alta (el número de personas con discapacidad se encuentra alrededor de 170.000 según el Palestinian Central Bureau of Statistics and Ministry of Social Affairs, 2011), la discapacidad con frecuencia se considera un tabú, como algo de lo que avergonzarse: debido principalmente a la herencia cultural empeorada por la ignorancia y a la ausencia de estructuras idóneas en las que los discapacitados puedan recibir asistencia.

En todo ésto, la educación para una correcta y adecuada higiene personal y oral no es la prioridad del sistema socio-educativo y sanitario de Palestina, y la atención en la odontología de los pacientes discapacitados, que tienen necesidades específicas, es casi inexistente.

Por este motivo, de una colaboración entre Lifegate – ONG que desde 1991 ha dado vida y dirige el centro polivalente de rehabilitación para niños discapacitados – y ATS pro Terra Sancta, y gracias a la financiación del Otto per Mille de la Tavola Valdese, se ha decidido colmar este déficit y realizar una clínica dental especializada y equipada con aparatos especiales y profesionales. La inauguración tuvo lugar el 16 de diciembre en presencia de fray Nerwan Al Banna, párroco franciscano de Belén, y de los representantes de Lifegate y de ATS pro Terra Sancta. Muchos de los niños que están recibiendo tratamiento en el centro de rehabilitación donde se ha abierto la clínica, no se habían podido permitir nunca, hasta ahora, tratamientos de odontología, a causa del excesivo coste de las visitas y de dichos tratamientos.

La clínica, la primera de este tipo en los territorios palestinos, se subdividirá en tres ambientes principales: un lugar para las visitas y las diversas intervenciones de odontología, una sala de espera y una habitación para el equipo de enfermeras, donde se podrán realizar las anestesias a los pequeños pacientes.

Dentro del proyecto están previstos también momentos de formación del personal y actividades de sensibilización para los usuarios externos, pensados para enseñar a los niños y jóvenes cómo cuidar de la higiene personal y oral en casa y fuera de casa.